Durante el confinamiento, ¡no te olvides de tu piel!

Sin duda, el confinamiento nos está poniendo a prueba en todos los sentidos.

Por un lado, estamos aprendiendo nuevas conductas, nuevos hábitos y nuevas formas de invertir nuestro tiempo, y, por otro, ciertas rutinas que teníamos asumidas como nuestras están pasando a un segundo plano.

Esta situación, por supuesto, también afecta al cuidado y a la apariencia de nuestra piel. Es importante que tengamos en cuenta que ahora, nuestro estado de ánimo, los hábitos alimenticios, las alteraciones del sueño, la falta de vitamina D, el exceso de exposición directa a la luz azul de las pantallas, el estrés, etc., asociados a esta etapa de incertidumbre, tienen efectos muy negativos para el rostro.

Como consecuencia, esto se traduce en signos visibles tales como carencias en la hidratación del mismo, falta de luminosidad, agravamiento o aparición de imperfecciones, brotes en la piel como respuesta inflamatoria, bolsas y ojeras…

Es por eso por lo que, ya que sí o sí, la gran mayoría de nosotros tenemos que permanecer en casa, deberíamos aprovechar la desgraciada situación en la que nos encontramos para dedicar al cuidado diario de la piel el tiempo que realmente necesita, ese que no solemos tener habitualmente y que normalmente “nos impide” realizar el ritual completo.

Ante las circunstancias excepcionales a las que se enfrenta también nuestra piel, os voy a presentar (para quién no los conozca) los que están siendo mis aliados perfectos durante esta etapa.

En esta ocasión he optado por cuidar mi cutis con los productos de Sisley. ¿Por qué? Os lo cuento en las siguientes líneas.

Sisley es una empresa francesa con más de 40 años de experiencia en el sector de la cosmética de alta gama. Cuenta con laboratorios de investigación propios y son expertos en fitocosmetología y sinergia, es decir, que emplean los mejores principios activos de las  plantas más eficaces, con acciones específicas, asociadas perfectamente entre ellas ofreciendo una sinergia ideal para dar una respuesta adaptada a las necesidades y problemáticas de cada estado de la piel.

Así y en esta línea, os dejo una rutina de belleza para todo tipo de pieles (mañana y noche) ideal para estos días.

Como much@s sabréis, la base principal de una piel cuidada y bonita es la limpieza diaria, tanto por la mañana como por la noche; por la mañana, para retirar las secreciones sebáceas producidas durante el sueño, y, por la noche, para liberarla de las impurezas acumuladas durante el día, por lo que empezaremos por este punto.

Uno de mis productos estrella para este gesto es La Phyto-Pâte Moussante, una crema espumosa, compacta y untuosa sin jabón que está formulada específicamente para limpiar con suavidad respetando la epidermis de todos los tipos de piel.

Aunque puede aplicarse con la yema de los dedos, suelo usar La Brosse Douce (excepto los días en los que uso exfoliante tras la limpieza con La Phyto-Pâte Moussante, ya que ahí sí me ayudo sólo de las yemas de los dedos).

La Brosse Douce es un cepillo que incrementa los efectos beneficiosos de las fórmulas limpiadoras respetando al mismo tiempo la delicadeza de la piel. Es muy fácil. Tras humedecer las cerdas del cepillo, las impregnamos con nuestro limpiador y efectuamos movimientos ligeros y circulares sobre el rostro, el cuello y el escote. Después, aclaramos el cepillo con abundante agua caliente para dejarlo perfecto para el siguiente uso.

Seguidamente, continuaremos preparando nuestra piel con un exfoliante.

La exfoliación facial es imprescindible, ya que nos ayuda a eliminar la acumulación de células muertas que ralentizan la renovación celular.

La Crème Gommante es muy cómoda, ya que es una mascarilla exfoliante que absorbe el exceso de sebo y las impurezas, eliminando las células muertas gracias a sus finas microesferas.

Podemos usar este producto dos veces por semana, aplicando una capa fina del mismo sobre la piel seca del rostro y el cuello, evitando el contorno de los ojos. Esperaremos uno o dos minutos hasta que se vea casi transparente. A continuación, realizaremos un “gommage” con la yema de los dedos sujetando la piel con la ayuda de la otra mano y después aclaramos con agua. La tez se aclara, se afina su textura y se suaviza y además, al contener manzanilla alemana, tiene un efecto calmante sobre la piel.

Aprovechando que tras la exfoliación la piel está completamente receptiva, sigo con el ritual aplicando mascarillas para darle un extra a mi rostro.

Empiezo por Le Gel Express aux Fleurs, que es una mascarilla en crema-gel fresca y fundente que rellena la piel de hidratación.

Se aplica dos veces por semana, poniendo una capa fina y uniforme sobre la piel limpia y seca de rostro y cuello siempre que se desee, incluyendo el contorno de ojos. Esperamos de cinco a diez minutos aproximadamente y retiramos el exceso de producto pero no aclaramos. Como resultado, la piel tiene unos rasgos más lisos y los signos de estrés y cansancio se atenúan.

También utilizo La Masque Contour des Yeux dos días a la semana y como producto flash cuando necesito una acción defatigante en el contorno de ojos, que es una mascarilla efecto parche específica para esta zona. Aplicamos una capa espesa, dejándola actuar diez minutos y retirando el exceso sin aclarado, consiguiendo así reforzar los vasos sanguíneos y linfáticos para luchar contra las bolsas y las ojeras.

Una vez que nuestra piel está perfectamente limpia, continúo con el tratamiento aplicando sérum y crema.

Tanto por la mañana como por la noche y a modo de sérum, utilizo Émulsion Écologique, que es uno de mis esenciales porque revitaliza e hidrata gracias a la acción de la Centella asiática, el Ginseng, el Romero, el Lúpulo, la Cola de caballo, etc.), permitiendo que la epidermis recupere confort y luminosidad. Además ayuda a la piel a luchar contra las agresiones externas (contaminación, tabaco, etc.) y devuelve el tono y la flexibilidad para ayudarla a beneficiarse al máximo de otros tratamientos aplicados posteriormente. Se aplica sobre la piel limpia y seca del rostro y el cuello realizando ligeros toquecitos.

Como crema, también día y noche, uso SisleYouth Anti-Pollution, un tratamiento superhidratante y energizante a base de Semillas de Trigo Sarraceno, extractos de Ginkgo Biloba, Guisantes, Acetato de vitamina E, Gingseng y Manteca de Kartité, que   proporciona una solución completa frente a los impactos negativos de todos los agentes contaminantes en interior, en exterior y de las Nuevas Tecnologías, relacionados con la Luz Azul. Textura en emulsión súper sedosa pero con un acabado mate. Al momento, las facciones se refrescan y la piel luce hidratada, descansada, radiante y fresca.

Para finalizar, cuido mis labios con Confort Extrême Lèvres, que es un bálsamo hidratante, fundente y confortable que deja los labios flexibles y con aspecto carnoso. Suelo aplicarlo mañana y noche, pero puede usarse en cualquier momento siempre que sea necesario.

Y esto es todo, ¿fácil, verdad? Espero que os guste y que os ayude a cubrir perfectamente las necesidades de vuestra piel esta cuarentena.

¡Mucho ánimo a tod@s! ¡Ya queda menos! Con cualquier duda o consulta que os pueda surgir no dudéis en escribirnos.

Recuerda que en Perfumerías Laguna puedes encontrar lo último en perfumes, perfumes de mujer, perfumes de hombre y mucho más. No dudes en visitar nuestra perfumería online.

¡No te olvides de seguirnos en nuestras redes sociales para estar al día de las mejores ofertas, promociones, descuentos, sorteos, concursos y mucho más!


Dejar un comentario

Buscador de productos