Crema solar, los errores más comunes.

En muchas ocasiones el uso de bronceadores y cremas solares provoca dudas y confusiones y hoy, venimos dispuestos a aclararte todas ellas. ¡Sigue leyendo! Te contamos los errores más comunes en el uso del protector solar.

A estas alturas, todos sabemos que debemos usar protección solar. Es imprescindible para garantizar la salud de nuestra piel y protegerla de los rayos UV. El protector solar debe ser uno de nuestros cosméticos número uno.

Crema solar, los errores más comunes.

Está comprobado que una buena fotoprotección solar asegura tener un envejecimiento de la piel mucho más saludable, ya que más de 80% del envejecimiento celular se debe a la exposición solar. Sin embargo, no siempre nos aplicamos el protector solar de la forma correcta. Cometemos multitud de errores de los cuales puede que no seas consciente.

via GIPHY

La mayoría de las veces no extendemos debidamente la crema ni nos dedicamos a repetir la aplicación cada pocas horas. Los expertos recomiendan renovar el producto cada dos horas como mínimo  y utilizar una cantidad de producto adecuada a cada zona del cuerpo.

Estos dos fallos anteriores unidos con al hecho de mojarnos mucho antes de que la crema se haya absorbido del todo, son las que hacen que el efecto del protector se reduzca en ocasiones hasta un 30% su eficacia.

Consejos de aplicación

Lo ideal es utilizar el protector solar al menos 30 minutos antes de la exposición solar. Así evitamos la incomodidad de que se nos mezcle con la arena o se nos olvide.

Comienza a aplicártelo por la zona del rostro y no te olvides de proteger cuello y orejas también. Después continúa con los brazos, por delante y por detrás, sin olvidarnos de las manos. Continúa con el tronco protegiendo escote, abdomen, hombros y espalda y por último, termina con las piernas. Recuerda que algunas partes como los muslos, necesitan mayor cantidad de producto y siempre la aplicación debe ser por delante y por detrás.

via GIPHY

Zonas más especiales

Dos partes muy importantes que tampoco debemos olvidar proteger son los labios y las zonas tatuadas. Por un lado, la piel de los labios es una de las más sensibles y mayor expuestas a los cambios de tiempo, sequedad, agresiones externas o contaminación y debemos protegerlos de forma exclusiva. Utiliza protectores de al menos un SPF 20.

Las zonas de nuestro cuerpo tatuadas no puede ser zonas olvidadas. Aplica una dosis extra de crema en todos y cada uno de los tatuajes que tengas y procura en la medida de lo posible, evitar que la radiación solar les afecte directamente.

¡No te olvides de seguirnos en nuestras redes sociales para estar al día de las mejores ofertas, promociones, descuentos, sorteos, concursos y mucho más!

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Buscador de productos

[instagram-feed]