¿Sabes cómo hay que desmaquillarse de forma correcta?

desmaquillarse

Hay rutinas diarias en el cuidado de nuestra piel que, por eso mismo, como rutinas no deben descuidarse. Una de ellas es desmaquillarse, que se debe hacer de forma correcta, aunque se crea que, por hacerlo todos los días, ya es suficiente. Si este proceso no se realiza bien pueden aparecer manchas, rojeces e, incluso, alergias.

Lo primero que hay que preguntarse es si se están empleando los productos adecuados para el tipo de piel, según si se tiene más o menos grasa o se trata de una piel sensible. Recuerda que hay productos que se adaptan a cada tipo de piel.

Los pasos que hay que seguir para desmaquillarse correctamente son los siguientes:

–       Desmaquillar ojos y labios. Primero hay que eliminar los restos de maquillaje de estas zonas al tratarse de las más sensibles y en las que se aplican productos waterproof. Existen tanto específicos para ojos, como para ambos y, normalmente, no son soluciones grasas ya que se realizan a base de flores. Para desmaquillar los ojos, se debe deslizar suavemente un algodón con el producto sobre el párpado repetidas veces hasta que quede limpio del todo.

–       Después hay que aplicar leche limpiadora para pieles delicadas y secas, ya que, además de hidratar y limpia sin dañar. Para pieles mixtas o grasas se puede emplear el agua micelar, un eficaz tratamiento que también elimina la suciedad ambiental si no vas maquillada. Este producto ya se puede encuentra en prácticamente todas las firmas de belleza y, entre sus características, no irrita, se puede emplear para todo el rostro y en cualquier momento.

–       También hay que pasar por el rostro un algodón impregnado de tónico facial con el fin de purificar y refrescar la piel, así como para dejarla tersa y radiante. Los hay tanto para pieles secas como para mixtas y grasas.

–       Finalmente,  hay que aplicar una crema hidratante para restaurar el equilibrio de la piel. Normalmente es una de noche, ya que el proceso de desmaquillarse se lleva a cabo a esas horas. Recuerda que por la noche es cuando los músculos del rostro se relajan y se puede combatir, entre otras cosas, las arrugas de una forma más eficaz.

Nos pueden parecer muchos pasos, ¡pero nada más lejos! Hacer esta rutina todos los días (o noches) va a ser una sana costumbre que ayuda a que nuestro rostro se encuentre hidratado, limpio y terso.

Deja un comentario

Buscador de productos